Leer más

Jesús Elorza: Caracoleando cambio

Jesús Elorza

Después de las doce campanadas, Nicolás le ordenó a sus escoltas que procedieran a convocar a los Babalawos para el tradicional ritual que durante 17 años vienen celebrando en el Palacio de Miraflores. Como primer día del año, cultores de la Santería Yoruba se abocan en la búsqueda de las predicciones y resultados obtenidos en el registro de “La Letra del Año” con la finalidad de seguir las indicaciones que se prescriban.

Pasada la medianoche, comenzaron a llegar los integrantes del cogollo del régimen y los santeros importados de Cuba, todos ellos vestidos de riguroso color blanco: zapatos, medias, interiores o pantaletas, pantalones, camisas y gorro. Por ser parte del ritual, curiosamente el whisky 18 años fue sustituido por ron y el humo que rodeaba el ambiente provenía de encendidos tabacos.

Seguidamente, el Oba Oriate (Director de Ceremonia) pasó a explicarles a los presentes los pasos a seguir durante la ceremonia “Oráculo del Caracol”: las piezas serán 16 y al ser lanzadas sobre una estera irán indicando de acuerdo a la posición en que caigan a que deidad u Orishas corresponden. Luego, de varios intentos los Babalawos interpretaremos el significado de los mensajes y lo trasmitiremos a los presentes. En cada ocasión, que se va a sacar La Letra del Año, es recomendable darle de comer al viento, con carácter de obligatoriedad, para evitar que “Los Araveoes” o vientos malos perturben la ceremonia. Por favor, dijo el director de ceremonia, que la Primera Combatiente tenga el honor de degollar al gallo y esparcir su sangre frente al altar… y así se hizo.

Una y otra vez, fueron lanzados los caracoles sobre la estera. En cada intento, el significado iba señalando según los Babalawos una letra que iría conformando una palabra que al final serviría para la interpretación del mensaje de IFÁ sobre las peculiaridades del año que comienza, las recomendaciones para alejar los problemas y sortear las dificultades.

La primera en aparecer fue la letra “C” y al oír eso Diosdado salto de su silla para exclamar. “Lo dije, este año es y debe ser de cárcel para los escuálidos”. Villegas, el Ministro de información, señaló que esa letra reafirma que lo importante es seguir implantando el comunismo.

Luego apareció la letra “A” y el Ministro de la Defensa mostró una sonrisa de satisfacción y les dijo a sus camaradas: “Allí esta reflejada nuestra política de abastecimiento y control de las colas”.

Perdone que los contradiga, dijo Merentes, la letra “A” es por el Arco Minero, fuente de riquezas pa’ los chinos, rusos y nosotros. No había terminado de hablar cuando los caracoles mostraron la letra “M”… predicción correcta, dijo Tibisay, hay que seguir manipulando los resultados electorales.

– Aparece la letra “B”… billete, dijo Merentes, la política que seguimos con el de 100 es correcta.

– Letra “I”… inteligencia, dijo el jefe del SEebín y el G-2 cubano.

Pero, cuando apareció la letra “O” que conformó la palabra Cambio todos los presentes arrugaron la cara… ¿Qué vaina es esa?, dijo uno, No me jodan, esos caracoles son golpistas expresó otro.

Nicolás, no salía de su asombro… y al final se le oyó decir: “Esos babalawos parecen una reunión de adecos, todos vestidos de blanco y esos caracoles seguro los consiguió el gobernador de Miranda en Barlovento… Cambio… yo te aviso. Aquí, seguirá la guerra económica, la represión, la inseguridad, el hambre, la escasez y los procesos electorales se moverán a paso de caracol”.

Fuente Original

Comentarios

comentarios

Leave a Reply